LA CAJA DE PANDORA

by

Llevo semanas preguntándome a qué se deberá que una persona de la valía y largo recorrido profesional de Miguel Blesa se empecine en mantenerse en la presidencia de Caja Madrid, aquella entrañable Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Madrid de mi juventud, después de más de un decenio de mandato, si es que ciertamente tiene en riesgo el suculento puesto. Y lo hace por tierra, mar y aire, desde algunas contradicciones de origen.

Por ejemplo, la Asamblea de Madrid ha votado a Blesa varias veces para formar parte de los órganos de la Caja y, desde ellos, llegar a la presidencia de la entidad. Yo he sido, a mucha honra, uno de sus votantes en mi condición de diputado autonómico. ¿Cómo ahora discute, y más que discute, la validez de una Ley aprobada en la Asamblea, la misma institución de la que emana su presidencia? Será discutible lo discutible, pero, y es reflexión del señor Perogrullo, lo que es así no es de otra manera. Y las leyes se hacen en los parlamentos, que representan a los ciudadanos, etcétera. Y cuando son sancionadas, se respetan.

Otra cosa que me pregunto es si resulta tan raro acercar los criterios por los que se rige Caja Madrid a los criterios más generalizados en las Cajas, y por qué Madrid ciudad va a mantener una primacía aplastante en una Comunidad que cuenta con ciudades con más peso demográfico que muchas capitales de provincia de otras regiones españolas. Cuando el alcalde de Madrid declaró el otro día en un programa de TVE 1 que no estaba de acuerdo con la nueva norma, legítimamente aprobada por la Asamblea de Madrid, porque “los madrileños” perdían representación, parecía olvidar que los madrileños son todos los habitantes de la Comunidad de Madrid. Pero nuestro buen alcalde no es persona que olvide nada que no quiera olvidar.

Y si ganan representación Móstoles, Alcorcón, Fuenlabrada o Alcalá de Henares, pongo por caso, no pierden peso los madrileños sino que el reparto será más real; lo que, en la onda de lo que se repite tanto ahora, podría considerarse más “solidario”.

 Yo de la economía, las finanzas, la banca y más vehículos de ingeniería financiera no entiendo nada, como sin duda habrá adivinado, aún más: constatado, cualquier seguidor de este blog si es que tiene algún seguidor, pero un día le preguntaron a Cela que por qué opinaba de cierto tema de Física, y el Nobel, que aún no lo era pero tenía todas las papeletas para serlo, respondió con aquella voz de trueno: “Señorita, porque no soy un mono, y opino de todo, aunque yerre en todo”. Creo que al conocido “hablando se entiende la gente” podríamos unir otro dicho acaso más humilde: “errando se entiende la gente”.

Anuncios

2 comentarios to “LA CAJA DE PANDORA”

  1. Isidro Says:

    No creo que el interés del Sr. Blesa por mantenerse como presidente de Caja Madrid sea un exclusivo interés individual y en solitario, sino más bien me inclino por la hipótesis de que se trata de un interés plural y en compañía de otros. Poco juicioso se me antoja el proceder del Sr Blesa que, como profesional de reconocido y merecido prestigio, debería haber dejado las lealtades amistosas para otros ámbitos ajenos al profesional y en éste y a la mayor brevedad lo que debería hacer es abandonar las malas e interesadas compañías y someterse al imperio de la nueva ley cuya aplicación resulta indiscutible desde que la misma en su Disposición Adicional Sexta señala en referencia a los procesos electorales no concluidos que “Las modificaciones de la Ley 4/2003, de 11 de marzo, de Cajas de Ahorros de la Comunidad de Madrid, serán de aplicación a los procesos electorales que, a la entrada en vigor de esta Ley, no hubieran concluido plenamente mediante el nombramiento correspondiente”.
    Recojo dos datos que he visto en la prensa digital (www.libertaddigital.com), por si a alguien le sirven para poner luz en la oscuridad:
    1.- El Ayuntamiento de Madrid ha recibido créditos de Caja Madrid por importe de 251,6 millones de euros en 2008, un 164,8% más respecto a 2007, según información de la entidad remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
    2.- Los créditos que la caja concede a los organismos públicos que intervienen en la elección de miembros de sus órganos de gobierno casi se duplicaron en 2008 frente al año anterior, hasta los 331 millones de euros frente a los 171 de 2007. Sin embargo, del volumen total de préstamos destinados a este tipo de entidades públicas, el Ayuntamiento de Madrid copó casi el 75% de este dinero, 251,6 millones.

  2. alfa Says:

    menos remilgos y que se le obligue a cumplir la ley, entro en el puesto enchufado y ahora se cree la madre de Tarzán, espero que la comunidad no le vuelva a proponer, me decepcionaría profundamente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: